Ahuja, Pío

Reseñas históricas › Ciencia y tecnología › Médicos › Médico competente y muy apreciado que ejerció en Cudillero, donde gozó de gran popularidad. El escritor Walter Starkie cuenta en El Camino de Santiago algunos detalles de este médico, recogidos a su paso por Cudillero: «no cobra nada, y es muy cuidadoso, pero sus métodos de curación son originales. Como conoce de memoria la historia de todas las familias, no necesita ver a sus pacientes. Vive en la parte más baja del pueblo, y le basta salir al b

Albuerne, Antonio

Reseñas históricas › Ciencia y tecnología › Marinos › Antonio Albuerne, valeroso marino nacido en 1747, de quien González Posada, en sus Memorias Históricas del Principado, relata acciones heroicas. Casas de indianos, palacios y jardines, anfiteatro, puerto y playas de ensueño, muy vírgenes, el lenguaje «pixueto», el «curadillo»… tierra y mar, pesca y ganado, indianos, guisos marineros. Una vida ecléctica y sorprendente. Así es Cudillero. El anfiteatro de su capital, Cudillero, es uno de los más afa

Bravo Fernández de la Muria, Agustín

Reseñas históricas › Ciencia y tecnología › Farmacéuticos › De él se dice en la Gran Enciclopedia Asturiana (tomo 3) lo siguiente: «Escritor en prosa y verso, nacido en Madrid el 5 de agosto de 1861, de padres asturianos. Estudió la carrera de Farmacia en la Universidad de Madrid, al término de la cual inició la de Medicina, que no llegó a concluir. En 1884 se trasladó a Cudillero, donde, al mismo tiempo que ejercía su carrera, contribuyó, con su labor personal, al desarrollo de aquella villa, tanto en lo

Campo y Cañaveras, Higinio del

Reseñas históricas › Ciencia y tecnología › Médicos › Médico oriundo de Cudillero (Asturias), de donde era su padre, y nacido en Madrid en 1808 o 1828. Su obra poética conocida en asturiano se reduce al romance L´enviernu: Costumbres asturianas, editado en El Ovetense en 1851 y recogido de forma fragmentaria en la antología de Canella en 1887. El propio colector afirma que Higinio del Campo y Cañaveras había sido autor de unas pocas poesías más en asturiano. En el largo romance conjuga su intención

Fernández-Ahúja, Pío

Reseñas históricas › Ciencia y tecnología › Médicos › Hermanos Pío y Sergio Fernández-Ahúja, el primero (1877-1962), médico; el segundo, sacerdote, acérrimo defensor de la comunidad marinera de Cudillero. Casas de indianos, palacios y jardines, anfiteatro, puerto y playas de ensueño, muy vírgenes, el lenguaje «pixueto», el «curadillo»… tierra y mar, pesca y ganado, indianos, guisos marineros. Una vida ecléctica y sorprendente. Así es Cudillero. El anfiteatro de su capital, Cudillero, es uno de los m

González, Avelino

Reseñas históricas › Ciencia y tecnología › Médicos › Sabemos por la Gran Enciclopedia Asturiana (t. 7), que fue médico de profesión. Nació en Lamuño (pueblo del concejo o municipio asturiano de Cudillero) el 1 de noviembre de 1893. Cursó la enseñanza primaria en una escuela pública de la parroquia de Inclán. En el año 1902 fue internado en el Colegio de los Jesuitas de Gijón, donde cursó el Bachillerato. Hizo los estudios de Perito Mercantil en Gijón, pero, por consejo de un amigo suyo, el doctor V

Pertierra y Albuerne, José

Reseñas históricas › Ciencia y tecnología › Médicos › El médico y escritor José Pertierra y Albuerne nació el 25 de marzo de 1851 en San Martín de Luiña, parroquia del concejo o municipio asturiano de Cudillero. Cursó el Bachillerato en el Instituto de Oviedo y la carrera de Medicina en la Facultad de San Carlos de la Universidad Central. En 1872 fundó y dirigió el periódico juvenil La Unión Escolar. Tras finalizar la carrera, emigró a Cuba y se instaló en Cienfuegos, donde alcanzó reputación como m

Álvarez Riesgo, César

Reseñas históricas › Ciencia y tecnología › Médicos › Autor: Juan Luis Álvarez del Busto, cronista oficial de Cudillero*. Escribe el admirado maestro, y sobre todo amigo, Tico Medina, en su magnífico, humano y entrañable libro «Asturamericanos»: «Si hay asturamericanos que nacen en esta tierra nuestra y bajan hasta la aventura americana, también los hay a la inversa. Don César, al que no tengo el gusto de conocer, pero por poco tiempo porque a la primera de cambio subo hasta el Principado para darl